Por suerte, el rey Midas reconoció su error a tiempo y pudo revertir semejante situación.Se forma un vacío que no puede llenarse con nada.Ilustramos el tema con un óleo realizado por MK, en Noviembre de 2003, titulado: EL terrorismo DEL alma.

Midas corrió al río y se lavó las manos en la fuente, agradecido por esta oportunidad.Tendré que absorber el perfume sin tocarlas, supongo, pensó desilusionado.

Dionisio entonces le recomendó: Busca la fuente del río Pactulo y lava tus manos.Al instante, sonaba en el silencio la risa y la voz musical de Zoe y el ronroneo de la gata.Están constituidos por las materias primas, las máquinas, las herramientas, el dinero, así como por las unidades de producción, es decir, los talleres y fábricas.